Deja un comentario

Índices de poder adquisitivo

poderadquisitivo

Sí, hay algo peor que ser explotado por las multinacionales y eso es no ser explotado.
Anónimo

Esta es la voz o el pensamiento que comparten los más de 197 millones de personas en el mundo que, al cierre de 2012, dieron nueva vida a la trillada y temible frase: “pasaron a engrosar las filas del desempleo”.

Tal como ha sucedido desde la irrupción de la crisis financiera mundial, hace ya un lustro, la notable disminución de la actividad productiva se ha visto reflejada en el incremento que año con año han registrado las cifras del desempleo, el cual tan solo durante 2012 alcanzó a más de cuatro millones de personas, una cuarta parte de ellas habitantes de países con economías avanzadas.

Aunque la caída del empleo ha sido un fenómeno mayormente controlable para algunas naciones, diversos estudios especializados han demostrado la presencia de un serio deterioro en la calidad de los empleos, lo que, a su vez, ha colocado a un importante número de trabajadores, muy cerca e incluso, por debajo de la línea de pobreza.

Si bien es cierto que los elevados índices de desempleo son consecuencia de la estrepitosa caída del crecimiento económico registrado entre las naciones, también es verdad que la cautela generalizada a la que ha estado sujeto el comercio internacional en los últimos años, ha sido el principal medio de transmisión de las consecuencias, entre estas el desempleo.

Basta decir que en países donde la industria de exportación concentra a un importante número de la Población Económicamente Activa (PEA), los índices de desempleo se han visto significativamente incrementados por los recortes que ha habido en este sector, sin contar los puestos que han sido cancelados en otras industrias que sin estar dedicadas a la comercialización de productos a nivel mundial, forman parte de una cadena productiva que hoy se encuentra deprimida.

La gravedad y la duración de esta crisis aunadas a las nuevas dificultades que se deben enfrentar para salir de ella, han provocado, concretamente en el ámbito laboral, que los nuevos puestos de trabajo requieran de competencias que, en la mayoría de los casos los desempleados no poseen, lo cual se traduce en lentitud del mercado de trabajo para reaccionar, y en periodos de desempleo, mucho más prolongados.

En torno a la historia del desempleo que vive el mundo, los jóvenes ocupan un lugar especial que no es precisamente el de privilegio. Por el contrario, hoy en día, 73.8 millones de jóvenes se encuentran en el desempleo y se espera que para 2014 se una a este grupo medio millón. Situación poco esperanzadora si se considera el desaliento que pueden provocar los largos periodos de desempleo al inicio de una trayectoria profesional.

En lo que toca a la creación de empleos a nivel mundial, luego del leve repunte registrado en 2010, por el momento no se vislumbra una pronta solución, ya que ante la gravedad de las pérdidas, sobre todo en los países con economías avanzadas, lo más probable es que se lleve a cabo una reestructuración el empleo antes de que se pueda esperar un repunte más consistente.

Visto en números, lo que se puede esperar para lo que resta de esta década es que la tasa de desempleo mundial permanezca en 6% hasta 2017 y que la cifra total de desempleados se eleve hasta 210.6 millones de personas en los próximos cinco años.

indicesdesocupacion

Ocupación y empleo en México

En el caso concreto de México, aun cuando el desempleo ha registrado un ligero repunte como producto de la desaceleración que ha experimentado la economía, la cifra de 5% alcanzada durante el segundo trimestre de 2013, de acuerdo con el INEGI, se mantiene entre las más bajas a nivel mundial, incluso, tres puntos por debajo del 8% que en promedio tienen los países miembros de la OCDE.

Desde el punto de vista de los expertos de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos, México es un caso especial, debido a que al no existir un mecanismo de apoyo a los desempleados, un porcentaje importante de quienes pierden el trabajo toman la primera oportunidad que se les presenta aunque la paga no sea suficiente para cubrir sus requerimientos.

Esta situación es claramente perceptible en los resultados que arroja la Encuesta Nacional de Ocupación y Empleo practicada por el INEGI, en donde se señala que de 95% de la PEA, que hasta el segundo trimestre del año se mantuvo ocupada; 8.5% está considerada como población subocupada, ya que a pesar de contar con un empleo, tienen la necesidad y la disponibilidad para hacerse de un segundo puesto de trabajo o emplearse por más horas.

Tal como ocurre en otros aspectos de la vida laboral, en el campo del desempleo las mujeres enfrentan mayores dificultades que los varones para encontrar un empleo. Prueba de lo anterior es el incremento que registró la tasa de desempleo para las mujeres, que pasó de 4.82% en junio de 2012 a 5.39% en el mismo mes de este año; mientras que la de los hombres se redujo de 4.80 a 4.73% en los periodos antes señalados.

De igual forma en que ocurre a nivel mundial, en México en mayor número de desempleados se concentra en el grupo conformado por quienes cuentan con mayor preparación. Así vemos que, de acuerdo con el INEGI, el nivel máximo de estudios de 21% de los desocupados es de secundaria trunca, en tanto que en 79% restante se agrupa a aquellos que cuentan con estudios de preparatoria, profesionales e incluso maestría y doctorado.

En lo que se refiere al comportamiento del desempleo por entidad federativa, no existe una tendencia uniforme, ya que mientras en algunos estados es notoria la disminución de los indicadores, otros han registrado pequeños incrementos, que solo en el caso de Querétaro es superior a un punto porcentual.

tasadesocupacion

En contraste a las cifras anteriores, encontramos las correspondientes a la población ocupada que recibe remuneración a cambio de su trabajo. Actualmente en México, del total de la PEA, 59.64% está integrado por aquellos que están ocupados o buscan estarlo. El grupo que representa 40.36% restante, está conformado por personas dedicadas al hogar, estudiantes, jubilados o pensionados y aquellos que tienen algún impedimento para realizar trabajo remunerado.

poblacionocupada

Empleo, sueldos y poder adquisitivo

Tal como lo afirma la OCDE en uno de sus reportes periódicos, la tasa de desocupación en México puede resultar un tanto engañosa, debido a que en ella no se contempla a quienes por causas ajenas a su voluntad están ocupados parcialmente, lo que los lleva a percibir ingresos por debajo de los requeridos para satisfacer sus necesidades.

Esta situación abre la puerta a otro tipo de análisis en cuestiones relacionadas con el mundo laboral: la retribución y el poder adquisitivo.

Considerando que 67.1% de la población ocupada se agrupa en el apartado de trabajadores subordinados y remunerados, sin especificar cifras que permitan conocer cuántos se desempeñan en cada uno de los niveles organizacionales, es de suponer que la mayor parte de este grupo se ubica en el nivel operativo; justo en donde a pesar de la estrecha relación que durante los últimos años han registrado los sueldos frente a la inflación, no se ha logrado recuperar el poder adquisitivo perdido durante las últimas tres décadas.

Aquí presentamos algunos ejemplos que permiten tener una idea de cuál es la situación que, actualmente, guardan los sueldos de quienes se encuentran en plena actividad laboral y con una retribución segura.

Sueldos vs. Poder adquisitivo

Para este comparativo se tomó como base el valor mensual de la Línea del Bienestar emitida por el Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social (CONEVAL) en junio de 2013. Incluye la canasta básica alimentaria más la canasta no alimentaria.

sueldovspoderadquisitivo

Este es un panorama general del mercado laboral en México y el mundo, donde en mayor o menor escala, las diversas macroeconomías han enfrentado una serie de desequilibrios que, inevitablemente, han sido transferidos al mundo del empleo y los sueldos.

 

CD Consultores en el mundo de la Contaduría Pública

Agradecemos al Instituto Mexicano de Contadores Públicos, el habernos invitado a colaborar en la versión electrónica de su revista Contaduría Pública, correspondiente al mes de septiembre, la cual fue dedicada al Desempleo.

Liga para la revista:

http://contaduriapublica.org.mx/

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: