Hoy empecemos con un sencillo ejercicio. Piense en una pequeña o mediana empresa, quizá la suya, y señale tres problemas que, Growing companydesde su punto de vista, limitan su crecimiento y muchas veces hasta su operación cotidiana… Estas pueden ser algunas de sus respuestas: Falta de una adecuada gestión administrativa, carencia de maquinaria y equipo de punta, falta de apoyos financieros, ausencia de una visión estratégica de negocio y el no contar con  personal especializado.

Este último punto, estrechamente ligado a la cuestión de sueldos, es un factor que quienes administran las Pymes lo conocen muy bien pero prefieren no hablar de él, ya que difícilmente podrían explicar cómo es que determinan los sueldos que pagan a su personal.

Hablar de retribución en una Pyme es prácticamente un tema vetado; en la mayoría de los casos no existen incentivos, las prestaciones no van más allá de las que marca la ley y con mucha frecuencia el monto de la percepción se fija con base en afectos y lealtades. De ahí que resulte tan complicado tratar de implantar un sistema de retribución con bases teóricas y técnicas dentro de una pequeña o media empresa.

Si esto agregamos la creencia de los empresarios en torno a que administrar la retribución sobre bases técnicas resulta mucho más complicada y costosa, podemos asegurar que los temas relacionados con sueldos y salarios, son una de las grandes piedras que las propias Pymes colocan en su camino hacia el crecimiento.

Las cifras relacionadas con la pequeña y mediana empresa en México señalan que, sólo el 10 por ciento de ellas sobrevive por más de cinco años. El común denominador entre el grupo de empresas que logró madurar y crecer fue el haber actuado a tiempo, sobre todo en el ámbito administrativo, donde con ayuda de asesores fueron implantando los sistemas que les permitieron operar de forma mucho más ordenada, lo cual se reflejó en el incremento de su productividad.

Uno de los sistemas adoptados que reportó ventajas a estas pequeñas y medianas empresas, fue justo el de administración de sueldos; el cual sin la implantación de rebuscados sistemas que requirieran de horas y horas de capacitación, se tradujo en grandes beneficios entre los que podemos citar: la aparición de la equidad interna, el incremento de la productividad y una mayor satisfacción de los empleados lo que contribuyó a la mejora del clima organizacional que, a su vez, fue de gran ayuda para disminuir los índices de rotación y empezar a crear la lealtad entre los miembros del equipo de trabajo.

 Pensar que un sistema de retribución incrementa los costos de la nómina y es complicado de llevar, es sólo un tabú. Así es que si usted tiene a su cargo la administración de una pequeña o mediana empresa, le recomendamos que se deje asesorar en el campo de la retribución; ya que sólo así podrá contar con las herramientas que le permitirán ser una empresa justa y equitativa a los ojos de los empleados y competitiva frente a las muchas empresas con las que usted compite en el día a día.

Visite http://sueldospymes.com.mx/ y descubra cuánto pagan las Pymes en México.

0 comments on “Administración de sueldos para Pymes. Un paso firme hacia la permanencia y el éxito.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: